¿Alguna vez has escuchado hablar de la pintura horneada y cómo funciona?

La pintura horneada es un tipo de pintura que se endurece con el calor a una temperatura de mínimo 150 °C, su terminación es más resistente, normalmente se aplica en chapa y aluminio debido a que es utilizada en la intemperie e incluso para uso automotriz.

El propósito principal de la pintura horneada es dar un acabado de alta calidad, por lo que es de gran ayuda para los acabados automovilísticos. Este tipo de pintura es muy similar a la pintura electrostática, sin embrago, en este tipo el proceso tarda semanas.

Beneficios de la pintura horneada:


● Resistencia a cambios ambientales

● Resistencia a altas temperaturas

● Resistencia a rayos UV 

● Acabado y terminación excelente

● Gran durabilidad

● de color y brillo

● Resistente a agentes corrosivos

● No contamina el medio ambiente

● No necesita solventes

Si estas interesado en saber más sobre este tipo de pintura, comunícate con nosotros, somos expertos en pintura al horno y pintura electrostática.